5 superalimentos que pueden ayudarte a cuidar tu salud

En la actualidad, una gran parte de la población sigue una alimentación poco saludable, rica en alimentos procesados que han eliminado de la dieta diaria minerales, vitaminas y nutrientes fundamentales para el bienestar. Una de las mejores formas de remediar esto es incluyendo en nuestra dieta una mayor cantidad de vegetales y verduras y abrir la puerta a alguno de los llamados superalimentos, esos alimentos nutricionalmente más densos, llenos de vitaminas, minerales fitonutrientes y fitoquímicos. Hoy te hablamos de nuestros cinco favoritos.

Açaí

Las bayas de açai son el fruto de una especie de palmera tropical que crece en el centro y sur del continente americano. Del tamaño similar al de una uva, este fruto es pequeño y morado y en su interior alberga una cantidad enorme de antioxidantes naturales y ácidos grasos omega 3, 6 y 9. Entre los principales beneficios de las bayas de açaí se encuentran su capacidad de combatir los radicales libres y, por tanto, de luchar contra los signos del envejecimiento, su efecto diurético, por lo que puede ayudar a eliminar líquidos retenidos y su potencial para reforzar las defensas. Por si fuera poco, el açaí también ayuda a regular el colesterol y es un estupendo aliado contra el estreñimiento.

Semillas de Chía

Constituyen una gran fuente de vitaminas y minerales y tienen un delicioso sabor a nuez. La Chía es una planta proveniente de América Central, cuyas semillas son ricas en carbohidratos, fibra, vitaminas y minerales. Además, las semillas de Chía constituyen una gran fuente de Omega 3 y antioxidantes, y tienen hasta 5 veces más calcio que la leche. Entre sus principales beneficios se encuentran su capacidad para combatir el envejecimiento y sus propiedades antiinflamatorias. Además, las semillas de Chía son una gran fuente de energía y ayudan tanto a bajar de peso (su alto contenido en fibra favorece la saciedad) como a ganar masa muscular.

Té Matcha

Es uno de los secretos mejor guardados por los monjes Zen y en la actualidad está ganando mucha popularidad en el mundo occidental debido a su capacidad para disminuir el estrés, estimular las defensas y reducir el colesterol. El té matcha no es otra cosa que la hoja entera del té verde que, tras un proceso especial de cultivo, recolección y secado, se muele para obtener un polvo fino lleno de beneficios. ¿Los más destacados? Su gran poder antioxidante que previene el envejecimiento y su efecto quema grasas y desintoxicante.

Bayas de Goji

Ricas en fibra y antioxidantes, las bayas de Goji son un fruto de color rojo intenso que tienen su origen en la antigua China, donde se utiliza desde tiempos inmemorables para alargar la vida. Su valor nutricional es similar al de las pasas, con la diferencia de que las bayas de Goji son más pobres en carbohidratos y más ricas en proteínas. Entre sus principales beneficios, destacan su capacidad para combatir los signos del envejecimiento y prevenir las enfermedades cardiovasculares. Su consumo está contraindicado en personas diabéticas y aquellas con altos niveles de presión arterial, ya que podría interaccionar con los medicamentos con los que se tratan estas enfermedades.

Cúrcuma

Es mucho más que una especia aromática. La cúrcuma, ese ingrediente que no puede faltar en el curry, reúne una enorme cantidad de beneficios y ayuda, entre otras cosas, a cuidar el corazón, el hígado y las articulaciones. Esto se debe a sus propiedades antioxidantes y antiinflamatorias, que también ayudan a tratar los dolores reumáticos y los problemas digestivos y hepáticos. No es de extrañar, por tanto, que la cúrcuma en la India esté estrechamente ligada al concepto de salud y prosperidad. Y tú, ¿a qué esperas para probarla?